sábado, 20 de marzo de 2010

La Granja de la Claudia (Relato)





Bueno, "
La Granja de la Claudia" es un relato un poco corto y con sucesos muy rápidos que escribi en el año 2007 si mal no recuerdo, y se lo dedique a una de mis viejas profesoras de Lengua y Literatura.



La Granja de la Claudia



Era una tarde nubosa de enero, en la granja de “La Claudia”, esta señorita era la dueña de una gran estancia, con su casa y el enorme granero; a su alrededor, un bosque que por la noche parecía espantoso.

Los vecinos no veían a la doña desde hace un gran tiempo, solo se veía a su esposo Alberto que llegaba siempre por noche y se iba al amanecer, él era un hombre rudo, extraño y siniestro a su vez. Un día se escucho un grito de una mujer que venía del granero de la señora, seguido de muchos más aullidos.

Los vecinos corrieron hacia el granero con sus escopetas, pinches, y lo que podrían tener a mono que sirva para defenderse. Al llegar al granero, nadie se animaba a abrir la puerta del granero. Don Thomas, tomo su escopeta y deslizo lentamente la puerta de madera. Al abrirla la vieron allí, con el cuerpo colgado de una soga, ¡Se había horcado!

Don Saiture, el vecino de la doña Claudia, cuando escucho el grito llamo rápido a la policía, salió y aviso a los otros vecinos que había llamado a la policía, que tarde o temprano llegaría un patrullero al lugar.

En unos minutos llego el comisario de turno al lugar del hecho. Pregunto a los vecinos si habían visto algo extraño los últimos días. Los vecinos nombraron al esposo que en este momento no estaba en la casa ni cerca del granero, que era extraño y que nunca se los veía juntos, ni en su propia casa. El comisario tomo un cortaplumas y corto la soga que se enredaba y estrangulaba el cuello de la doña, el cuerpo callo violentamente al piso, como una bolsa de papas. Y al cortar la soga se activo un mecanismo el cual rompió la viga principal del granero, y todo el techo de él, cayó sobre los vecinos, los policías que estaban buscando huellas, marcas entre otras cosas más para solucionar el caso que se presentaba en el granero. Así fue el final, el último día de la vida de los ocho vecinos, él comisario del pueblo, con un par de policías y la doña…


Notas Posteriores:

El marido de Claudia, Alberto, fue encontrado ahogado en el Rio del pueblo, unos días más tarde. Al año, un juez determino que Alberto fue quien asesino a su esposa y causo la muerte injusta de ocho vecinos de la zona, el comisario de turno y varios policías. La causa se dio por cerrada y ya nadie recuerda aquella noche espeluznante de enero.







Safe Creative #1005086223984

No hay comentarios:

Ir Arriba